La Policiaca – La Nota Roja De Mexico

Joel ya se iba del Pulse, pero regresó al baño

El pasado viernes 10 de junio por la noche, Joel Rayón Paniagua llamó a su madre para preguntarle cómo estaban y si había alguna novedad. Tras pedirle que se cuidara, Miriam Rufina Paniagua le respondió: “No te preocupes por nosotros, cuídate tú también allá, que nosotros nos cuidamos acá”. Sin embargo, no imaginó que sería la última vez que escucharía su voz.

La mañana del 13 de junio recibió la fatal noticia de que su hijo, de 32 años, quien trabajó desde pequeño para sacar adelante a sus otros cinco hermanos –tras ser abandonados por su padre–, había muerto en el bar gay Pulse de Orlando Florida, en Estados Unidos.

Joel, el tercero de los seis hermanos, había vivido nueve años en EU, regresó a Veracruz y estuvo cuatro años, pero los bajos sueldos y el escaso empleo lo llevó de vuelta a la Unión Americana en agosto de 2015.

Para irse, pidió dinero prestado a cuatro amigos y aún le debía una parte a uno de ellos.

Dejó atrás su humilde vivienda de la Reserva Territorial Ampliación Colorines, en Córdoba, y a su familia. Había prometido a su madre conseguirle visa de turista para llevarla a conocer el sitio donde vivía y trabajaba.

Hoy su madre espera su cuerpo, pero no sabe si podrá ir por él o se lo traerán para sepultarlo en territorio veracruzano.

La Dirección General de Atención a Migrantes del gobierno de Veracruz, a cargo de Claudia Ramón Perea, apoya la realización de los trámites que permitan el traslado de los restos de Joel Rayón Paniagua, el veracruzano número 14 fallecido en Estados Unidos, que han repatriado con respaldo de esta dependencia en lo que va del año.

Sin embargo, en este caso mucho dependen de los trámites que realice la cancillería mexicana y la Embajada de Estados Unidos.

La madre del joven y dos de sus hermanos buscan una visa humanitaria para viajar a EU y traer el cadáver de su hermano.

Rufina Paniagua Ramos recordó que su hijo tardó un mes para cruzar como ilegal a Estados Unidos.

La deuda narró que un amigo de su hijo, quien estuvo también en el bar, les narró que ya se iban, pero Joel regresó al baño y en ese momento el asesino comenzó a disparar. El amigo logró arrastrarse y ponerse a salvo, pero Joel no tuvo tanta suerte.

El mismo amigo le explicó que la policía tardó tres horas en ingresar al antro, donde Omar Mateen, de 29 años, y ciudadano estadunidense musulmán de origen afgano, asesinó a 49 personas, entre ellas a su hijo.

Joel trabajaba como jardinero para pagar el dinero que le prestaron para cruzar nuevamente y le alcanzaba para enviar dinero para techar el segundo piso de la casa de su madre.

Sus hermanos, Nicolás, Margarita, Germán, Isaac y Vianey, buscan el apoyo para viajar a Estados Unidos o acelerar la repatriación del sostén familiar, de su hermano.

 
 

Deja tu Comentario

 

La selección y la colocación de noticias en esta página se ha determinado automáticamente mediante un programa informático.

La información que se muestra refleja el contenido disponible públicamente en la red.

Copyright © 2015 La Policiaca

Ir Arriba