La Policiaca – La Nota Roja De Mexico

Sentencian a familia que esclavizó y torturó a menor en una tintorería

Ciudad de México.- Cuatro mujeres y el hombre que durante dos años mantuvieron esclavizada a una menor de edad en una tintorería de la delegación Tlalpan, fueron sentenciados cada uno a pasar 30 años en prisión.

Fue el juez 17 penal con sede en el Reclusorio Preventivo Oriente el que dictó la sentencia en contra de José de Jesús Sánchez Vera, las hermanas Leticia y Fani Molina Ochoa y las hermanas Ivette y Jannet Hernández Molina, al hallarlas culpables del delito de trata de personas agravado en su modalidad de trabajo forzado.

Ellos mantuvieron a la joven encadenada dentro de su negocio de las Lomas de Padierna, en Tlalpan. Ahí dentro de ese lugar la golpearon con tubos, palos, cables y planchas ardientes.

Tal daño le provocaron a la menor, que al rescatarla la Procuraduría capitalina en abril de 2015 encontró que sus órganos tenían un desgaste similar al de una persona de 81 años de edad, que sus riñones ya no le funcionaban bien, que a su estómago le costaba digerir, carecía de ciclo menstrual, desaparecieron sus senos y padecía anemia.

Fue en febrero de 2013 cuando esta joven, que aún era menor de edad, buscó trabajo y casa con estas personas.

Sin embargo, éstos comenzaron a maltratarla y a obligarla a realizar trabajos extenuantes. Para que no se escapara le enredaban una cadena en la cintura y el otro extremo lo sujetaban a un tubo.

Desde que despertaba hasta pasada la medianoche debía lavar y planchar la ropa. Si acababa las cargas de trabajo, recibía sobras de caldo de pollo o un plato de frijoles. Tan poco le daban que la orillaban a comer bolsas de plástico de las que usaban como funda de la ropa planchada.

Si no terminaba, la sometían castigos: azotes con tubos metálicos, palos de escoba, cables de aparatos eléctricos, una piedra de molcajete… cualquier objeto era utilizado para golpearla. Incluso le quemaban la espalda con la plancha caliente y cuando comenzaba a cicatrizar, le arrancaban las costras.

En 2015, ante un descuido de los implicados, la joven logró escapar, pues éstos no colocaron bien el candado de la puerta donde se encontraba cautiva, y fue auxiliada por una persona, que le sugirió denunciar los hechos de los que fue víctima ante el agente del Ministerio Público, quien solicitó a un Juez una orden de cateo para el domicilio donde había permanecido la afectada.

Los responsables ahí fueron detenidos y tras comprobarse su responsabilidad fueron sentenciados.

¿Te informaste? Dale
 
 

Deja tu Comentario

 

La selección y la colocación de noticias en esta página se ha determinado automáticamente mediante un programa informático.

La información que se muestra refleja el contenido disponible públicamente en la red.

Copyright © 2015 La Policiaca

Ir Arriba
error: Content is protected !!