La Policiaca – La Nota Roja De Mexico

Una sandalia le salvó la vida; sus hijos y esposa murieron aplastados

Una sandalia le salvó la vida; sus hijos y esposa murieron aplastadosSan Cristóbal de las Casas, Chiapas.- Hace 60 días, Ramón Cruz Solano, su esposa y dos hijos adolescentes, salieron de su comunidad, con la esperanza de un mejor futuro. Llegaron a habitar un cuarto del segundo piso de una vivienda ubicada en el barrio de La Hormiga. Hoy, el hombre está solo, sus tres familiares murieron al caerles un muro.

El terremoto de 8.2 grados despertó a los cuatro miembros de la familia, quienes dormían en la planta alta de una de vivienda de la calle La Arriera.

Mientras se sacudía la tierra, Irene Hernández García, de 47 años, y sus hijos José Luis y Anahí, de 17 y 15 años, corrieron a abrir la puerta para tomar un respiro en el umbral, pero cuando los cables de alta tensión empezaron a “chicotear”, entonces los tres corrieron hacia la otra acera.

Ramón se había rezagado porque en la oscuridad perdió una chancla y empezó a tantear en el piso para buscarla. Cuando la halló, bajó la escalera hacia la calle, pero el muro de la casa de enfrente cedió y aplastó a su esposa y a sus dos hijos.

Irene y Anahí quedaron sobre la acera, pero José Luis, fue lanzado a media calle.

Otras personas que también buscaron refugio en la calle observaron los tres cuerpos ensangrentados y soterrados por los bloques de concreto. Algunos intentaron llamar a los números de emergencia, pero la señal de telefonía celular había colapsado. José Luis, a mitad de la calle, clamaba ayuda. Tenía varias lesiones en el cuerpo, las más graves, fracturas en cadera y extremidades.

Ramón se acercó a donde estaban Irene y Anahí, en un intento de desesperación, les pidió regresar al cuarto que rentaban por 600 pesos mensuales, donde minutos antes dormían, pero ya no hubo respuesta.

Confundido, el hombre se dirigió entonces hasta donde estaba su hijo, que años atrás había dejado la escuela para trabajar como ayudante de albañil, aún respiraba y se quejaba.

Con la ayuda de varios hombres y mujeres sacó a José Luis de entre los escombros y lo colocó en la acera, en espera de que llegaran los cuerpos de emergencia. Pasaron los minutos y un vecino acercó su auto para llevar al joven al hospital de Las Culturas.

De las casas, los vecinos sacaron vendas, gasas y alcohol para limpiar la sangre del rostro del joven, que gravemente herido ingresó al área de urgencias y minutos después murió.

A los pocos minutos llegaron los familiares de Irene, quienes viven a unos 400 metros de la calle La Arriera, para llevarse los cuerpos, asearlos y depositarlos en los ataúdes que les obsequió el alcalde Marco Cancino González.

Horas después llegó el cuerpo del joven a la casa de su abuela, donde fue velado junto con su hermana y madre.

Con información de El Universal

¿Te informaste? Dale
 
 

Deja tu Comentario

 

La selección y la colocación de noticias en esta página se ha determinado automáticamente mediante un programa informático.

La información que se muestra refleja el contenido disponible públicamente en la red.

¿Preguntas o sugerencias? Contáctanos en lapoliciaca@hotmail.com o por medio de nuestras redes sociales

Copyright © 2015 La Policiaca

Ir Arriba
error: Content is protected !!